lunes, 7 de octubre de 2013

Tú.



Más calor que tú sólo los lobos.

Intentar no cometer una y otra vez
actos de lujuria con mi cuerpo
cada vez que te estreno.

Y morder cada recuerdo,
llenar las sábanas de tu cuerpo...
Renunciar a todo lo demás
por un instante,
de caricias de tus labios.

Ser la locura que te haga
no escatimar espuma.
Morir un poco,
contigo.

2 comentarios:

  1. Precioso y ardiente post.....morir un poco con alguién, es fantástico.....

    Me estreno en esta, tu casa....espero seguir disfrutando con tus letras...

    Un beso.....

    ResponderEliminar